Posavasos originales con CD antiguos

Posavasos con CD

No hay nada mejor que echarle un poco de imaginación a la hora de ponernos a decorar nuestra casa. Los objetos más simples pueden servirnos para elaborar auténticas joyas de la decoración. Un ejemplo son los posavasos originales realizados a base de algún CD que ya no te sirve para nada.



LO QUE DEBES SABER…

Materiales: los CD se pueden pintar o forrar con fieltro y forro.
Personalizados: cúbrelos con fotos de viajes.
Manualidad: para compartir con los niños.

Los posavasos además de resultar decorativos son sin duda una de las mejores maneras de cuidar de nuestros muebles para evitar que se estropeen con los líquidos de las bebidas.

Las maneras de decorar los vinilos y crear posavasos son muy diversas. Si se os da bien la pintura, tan solo será cuestión de poneros manos a la obra con un buen pincel y una buena variedad de pinturas para dibujar sobre vuestros viejos CD y darle rienda suelta a vuestra imaginación.

Si por el contrario os gusta mucho más el estilo minimalista, siempre podéis usar fieltro de un solo color para cubrir los CD y crear unos posavasos mucho más sobrios.

Formas de decorar un CD

Si además los CD que tenéis guardados en casa son la versión mini, podéis crear una mayor variedad de posavasos.

Y es que si en su momento las manualidades eran lo vuestro en el colegio, este es un buen momento para que saquéis al artista que lleváis dentro.

Si tenéis niños en casa, una buena forma de pasar el domingo puede ser la de hacer limpieza de CD para después poneros a decorarlos. Seguro que ellos estarán encantados de ponerse manos a la obra.

Fotos de los viajes

La forma de los CD además parece creada especialmente para tener como fin de su vida útil el uso como posavasos. Solo hace falta un poco de imaginación para crear auténticas obras de arte con ellos.

Si además queréis personalizarlos mucho más, podéis imprimir fotografías de vuestros viajes con alguno de los programas de ordenador específicos que crean la carátula con la forma del CD.

Solo tendréis que recortarlos, pegarlos sobre el CD que vayáis a reciclar y cubrirlo con forro como el que usáis para los libros del colegio.

De este modo tendréis unos posavasos que os recordarán todos los buenos momentos de los lugares en los que habéis pasado las vacaciones y podréis presumir de originalidad y saber hacer con las visitas a las que le ofrezcáis un refrigerio.

Categoría: Decoración, Ideas Prácticas